GUADALINFO 2010 / LA LUZ Y LOS MODOS DE EXPOSICIÓN AUTOMÁTICOS

MANDO DE MODOS: EL CONTROL DE LA LUZ


Fundamentalmente las cámaras controlan la luz que llega al sensor que hay en su interior mediante dos sistemas:

-Abriendo o cerrando un diafragma o iris: la apertura de diafragma.

-Modificando el tiempo que la luz llega al sensor: la velocidad de obturación.

Estos dos mecanismos se combinan para conseguir una imagen con la luz correcta.

Todas las cámaras tienen un mando principal que controla diferentes modos de exposición, o sea diferentes combinaciones de la apertura del diafragma y de la velocidad de obturación. Por ejemplo, en la posición de “DEPORTES”, se selecciona una velocidad alta para poder detener el movimiento de sujetos dinámicos.

El mando de MODOS puede ofrecer las siguientes posibilidades

(No en todas las cámaras aparecen necesariamente todas las descritas, ni con el mismo nombre):


AUTO

La cámara selecciona la apertura, la velocidad e incluso la sensibilidad (ver artículos anteriores) del sensor en función de la luz. En algunos modelos dispara automáticamente el flash si es necesario.

USO: tomas generales.

NOTAS: Este sistema es rápido pero poco creativo. No es adecuado para situaciones especiales o en la que se quiera jugar con la luz de forma más original.


MODOS DE ESCENAS

Las escenas son situaciones fotográficas típicas:

RETRATOS / DEPORTE / PAISAJES / FOTOS NOCTURNAS, etc.

En cada uno de estos modos, la cámara intentará ajustar sus parámetros para conseguir fotos con la luz adecuada a cada circunstancia. Son también opciones automáticas, pero en las que se da prioridad a determinadas combinaciones de velocidad y apertura en función de la ESCENA seleccionada.

Por ejemplo, en el modo PAISAJES, se utiliza una velocidad más lenta (los paisajes son estáticos y no es necesario detener el movimiento) y una apertura pequeña, lo que favorece que quede enfocado desde los primeros términos hasta el fondo.

En el modo RETRATO, al contrario, su utiliza la apertura de diafragma más grande de tal forma que los fondos queden desenfocados y no molesten.

NOTA: algunas cámaras tienen botones directos en la rueda de modos (suelen ser los más utilizados) pero pueden tener también otras escenas diferentes en menús interiores. Para acceder a ellos hay que buscar el botón o la opción en el MENU de "ESCENAS", “SCENES”, SCN”...


MODOS ESPECIALES

Opcionalmente algunos modelos ofrecen modos de exposición especiales como por ejemplo: MUSEOS (el flash se apaga y se silencian los sonidos) o TEXTOS (especial para fotografiar documentos o fotos).


RESUMEN

Los diferentes modos de exposición por ESCENAS son una forma de controlar la luz y aprovechar las posibilidades técnicas de la cámara. Con su uso se obtienen imágenes más originales y mucho más creativas que las conseguidas en el modo “AUTO”.

GUADALINFO 2010 / LA LUZ Y LA COMPENSACIÓN DE LA EXPOSICIÓN

Se denomina COMPENSACIÓN DE LA EXPOSICIÓN al sistema que permite obtener imágenes más claras o más oscuras sobre el nivel de luz que nos indica la cámara por defecto. Suele venir indicado por un icono con los símbolos "+/-"
NOTA: Algunas cámaras tienen un botón directo en el cuerpo de la cámara pero en otros modelos hay que buscarlo en el MENU.

LA EXPOSICIÓN PERFECTA

Los modos de exposición (ver artículos anteriores) son sistemas semiautomáticos para controlar la luz que llega al sensor de la cámara. Su función es conseguir la “imagen perfecta” según un modelo normalizado, o sea una foto con un nivel medio de luz y una gradación aceptable de tonos intermedios (desde el negro al blanco puros). Esta es la razón por la que las cámaras utilizadas en modo automático suelen ofrecer fotografías de tonos medios, muy similares entre si respecto a la luz.

VARIACIONES DE LA LUZ RECOMENDADA
En ocasiones, la medida de iluminación que da la cámara no es la correcta y es necesario compensarla incrementando o disminuyendo la luz de la imagen final.
Esta función también es muy útil para obetener imágenes en las que lo correcto desde el punto de vista estético es que tengan una dominante más oscura o más clara.


NIVELES DE LUZ
El botón de COMPENSACIÓN da acceso a una escala que a aparece en la pantalla con una sencilla indicación:


“0”: Punto Neutro
Es la luz de tonso medios que recomienda la cámara)
“-1”: Oscuridad (SUBEXPOSICIÓN)

En este nivel la cámara tomará una foto con la mitad de luz que el punto neutro
“+1”: CLARIDAD (SOBREEXPOSICIÓN)

En este nivel la cámara tomará una foto con el doble de luz que en el punto neutro


La escala puede regularse en puntos intermedios y puede llegar en sus extremos hasta +/- 3 puntos enteros. Cada punto entero indica el doble o la mitad de luz que el anterior.

RESUMEN
La COMPENSACIÓN DE EXPOSICIÓN ofrece la posibilidad no solo de corregir dominantes de luz, sino de aportar efectos originales y creativos a las imágenes de tonos medios que todas las cámaras tienen por defecto.

GUADALINFO 2010 / LA LUZ Y LOS MODOS MANUALES DE EXPOSICIÓN


Fundamentalmente las cámaras controlan la luz que llega al sensor que hay en su interior mediante dos sistemas:
-Abriendo o cerrando un diafragma o iris: la apertura de diafragma.

-Modificando el tiempo que la luz llega al sensor: la velocidad de obturación.


Los modos automáticos de exposición son diferentes combinaciones decididas por la cámara de estos mecanismos para conseguir imágenes con la luz correcta en determinadas situaciones fotográficas concretas (tomas generales, paisajes, deportes, retratos, etc.)

En las cámaras más avanzadas existe la opción de controlar directamente y por separado tanto la apertura del diafragma como la velocidad de obturación.

Son los llamados modo MANUAL y modos SEMIAUTOMÁTICOS.


Estos modos manuales se pueden identificar en casi todas las cámaras que los ofrecen con las letras M A S P (el orden de las letras puede variar):


M / Modo MANUAL

En este modo se puede controlar tanto el diámetro del iris por el que pasa la luz (la APERTURA DEL DIAFRAGMA) como el tiempo en que el sensor está expuesto a la luz (la VELOCIDAD DE OBTURACIÓN).


A / Modo de PRIORIDAD A LA APERTURA del diafragma

El fotógrafo decide la apertura del diafragma y la cámara pone de forma automática la velocidad de obturación en función de la luz.



S / Modo de PRIORIDAD A LA VELOCIDAD (SPEED) de obturación

El fotógrafo decide la velocidad de obturación y la cámara pone de forma automática el diafragma en función de la luz.


P / Modo PROGRAMA

En este modo, un mando controla secuencialmente diferentes combinaciones de apertura y velocidad, todas ellas equivalentes en nivel de luz final.


El “M” es el único modo estrictamente manual. El fotógrafo decide tanto la apertura como la velocidad guiado por algunas indicaciones de los niveles de luz en la pantalla. Sin embargo, es libre para no hacer caso de esas indicaciones, forzando los resultados y permitiendo que llegue al sensor mucha mas luz (SOBREEXPOSICIÓN) o mucha menos (SUBEXPOSICIÓN) que la indicada por la cámara.


Evidentemente, los modos A, S y P son opciones semiautomáticas porque la cámara decide por sí misma algunos parámetros en función de la luz de la escena. Sin embargo, el hecho de poder seleccionar al menos alguno de ellos posibilita un control mucho mayor sobre el resultado que los modos de ESCENAS y, por supuesto que el modo AUTOMÁTICO.

Es obvio que para usar estos modos y sobre todo para aprovechar todo su potencial, se ha de contar con ciertos conocimientos técnicos. Es por eso que muchas cámaras sencillas no disponen de estas opciones.


RESUMEN

Los modos de exposición P-A-S-M permiten un control más directo sobre los resultados pero exigen ciertos conocimientos técnicos para poder aprovecharlos en su totalidad.



GUADALINFO 2010 / TÉCNICA BÁSICA: EL FLASH

El flash incorporado a la cámara puede ser una solución aceptable para fotografiar objetos cercanos cuando hay poca luz. Es cierto que tiene algunas limitaciones por su potencia pero también tiene algunas posibilidades muy interesantes escondidas en el botón de “menú flash” presente en todas las cámaras, grandes o pequeñas.


MENÚ FLASH

Todas las cámaras cuentan con un botón que da acceso al menú de opciones del flash. Normalmente, cada vez que se aprieta el botón del flash aparece secuencialmente en la pantalla un modo diferente del menú, como por ejemplo: AUTOMÁTICO / APAGADO / FORZADO / OJOS ROJOS, etc.

Nota: Algunos modos de disparo como las escenas (deportes, retrato, paisajes) condicionan las opciones del flash. Por ejemplo, al seleccionar el modo de PAISAJE normalmente el flash se desactiva (ningún flash es capaz de iluminar un paisaje).


Posibles opciones del menú flash:

(NOTA: las más avanzadas no están presentes necesariamente en todas las cámaras ni en todos los modos de disparo):

AUTOMÁTICO

Se dispara de forma automática cuando hay poca luz en la escena.

USO: suele dar resultados aceptables con objetos cercanos (por ejemplo personas que estén entre 2 o 4 metros).

NOTA: el flash también se dispara ante objetos grandes o muy alejados aunque no tenga potencia para iluminarlos, por eso este tipo de fotografía necesita opciones diferentes.


FORZADO

El flash se dispara siempre, haya luz suficiente en la escena o no.

USO: puede utilizarse para rellenar sombras en retratos a contraluz o en cualquier caso que se necesite una luz frontal adicional.

Su uso correcto en exteriores con sujetos cercanos da a las fotos una apariencia original.



APAGADO/ DESACTIVADO

El flash no se dispara en ningún caso.

USO: en condiciones de poca luz, para fotografiar sujetos lejanos o muy grandes que, de todas formas el flash no podría iluminar. También para aquellas circunstancias en las que está prohibido o desaconsejado su uso (teatro, museos).

Otro uso muy interesante es la de obtener imágenes naturales de interiores poco iluminados.

NOTAS: Se recomienda que este sea el modo por defecto (de esta forma el uso del flash será totalmente voluntario). Desactivar el flash en condiciones de luz escasa supone también el uso de velocidades de obturación lentas. Por eso es recomendable utilizar en estos casos sistemas para inmovilizar la cámara y evitar que toda la imagen salga movida.


OJOS ROJOS

En situaciones de muy poca luz ambiente el iris de los ojos suele estar muy abierto. Cuando se dispara un flash normal en estas circunstancias la luz entra en el fondo del ojo y refleja una parte de su interior que es de color rojo brillante.

En el modo de OJOS ROJOS, al pulsar el botón de disparo el flash hace dos destellos. El primero, más débil, hace que las personas cierren de forma automática el iris del ojo impidiendo este efecto. El segundo destello es el momento en que se hace realmente la fotografía.

USO: Retratos de personas con flash en ambientes de poca luz, para evitar la aparición del efecto de ojos rojos. Exclusivamente.

PROBLEMA: En ocasiones, las personas fotografiadas confunden el primer destello con el disparo y cuando se produce el segundo disparo –y la fotografía se hace realmente- ya han cambiado la expresión, incluso han salido del encuadre o del foco. Esta demora entre la pulsación del disparador y el momento real del disparo, da una incómoda sensación de falta de control y hace que algunas tomas dinámicas no recojan realmente el momento más interesante (por ejemplo al soplar unas velas o en un salto).


CONTRALUZ

Las fotos a contraluz son aquellas en la que la fuente principal de iluminación está detrás del sujeto (por ejemplo un retrato de frente con el sol en la espalda del sujeto). En estas condiciones normalmente el sujeto aparece como una silueta oscura frente a un fondo blanco.

USO: Iluminar un sujeto cercano situado a contraluz.



SINCRONIZACIÓN LENTA (TAMBIÉN “SINCRONIZACIÓN A LA CONTINILLA TRASERA/DELANTERA” O “REAR”)

Disparo del flash durante una velocidad de obturación lenta.

USO: en circunstancias de luz baja, fotos en las que se quiere que aparezca correctamente tanto un fondo lejano oscuro (para eso hay que utilizar una velocidad lenta) como un primer término iluminado por el flash.

NOTAS: En algunas cámaras se puede determinar si el destello del flash se produce al principio o al final de la larga exposición (por ejemplo en una exposición de 5 segundos, el flash podría dispararse en el segundo 1 o en el 5). Esta opción permite controlar diferentes efectos creativos.

Hay que recordar que en la imagen final se combinará el efecto del flash con el de la velocidad de obturación lenta, por tanto hay que mantener la cámara inmovilizada y tener en cuenta que los sujetos que se muevan durante la exposición también saldrán movidos en la imagen.



RESUMEN: el flash incorporado en la cámara no solo sirve para su uso en automático con sujetos cercanos y en circunstancias de poca luz ambiente. Puede tener muchas más aplicaciones interesantes. Es muy recomendable probar y aprovechar todas sus opciones.

GUADALINFO 2010 / TÉCNICA BÁSICA: ENFOCAR Y ENCUADRAR

Todas las cámaras fotográficas -incluidas las de los teléfonos móviles más avanzados- tienen un sistema de autoenfoque, que se activa al pulsar hasta la mitad el botón de disparo. Normalmente las cámaras no pueden enfocar a todos los objetos del encuadre si estos están a diferente distancia del objetivo sino que lo hacen preferentemente sobre un área concreta que está en el centro. Esta área suele estar señalada en el visor por símbolos (corchetes, paréntesis o cruces). Además, en muchos modelos, aparecen símbolos de confirmación cuando los objetos que se encuentran en esa área han sido enfocados correctamente.


Este sistema funciona correctamente siempre que el sujeto principal está en el centro del encuadre. Sin embargo, si está situado en un lado, la cámara seguirá enfocando en el área central y esto puede hacer que nuestro sujeto principal salga desenfocado.
Este error ocurre con frecuencia al hacer fotos de dos personas. En muchas ocasiones la cámara enfoca fondo situado entre las dos (que es la parte que realmente está en el centro del encuadre) y no el rostro de los sujetos.

Para evitar esto, existen cámaras que pueden detectar el rostro y enfocar en él aunque no esté en el centro.

Otra procedimiento de solventar este problema de forma más genérica es la siguiente:

1-Situamos el sujeto principal en el centro del encuadre.


2-Pulsamos el botón disparador hasta la mitad, lo
suficiente para que se active el enfoque pero sin llegar a hacer la foto. Manteniendo el botón pulsado en este punto sin soltarlo, también mantenemos el enfoque.

3-Reencuadramos entonces como queramos y pulsamos el botón disparador hasta el fondo para hacer la fotografía.



NOTAS SOBRE EL ENFOQUE:

- Algunas cámaras no permiten el disparo si no pueden enfocar.
- En los retratos hay que enfocar preferentemente sobre los ojos.

- Las cámaras enfocan por contraste; necesitan luz suficiente para enfocar. Por eso en ambientes poco luminosos el enfoque puede ser lento o erróneo (algunas cámaras tienen una luz de ayuda que se activa como una pequeña linterna para ayudar a enfocar cuando hay poca luz).
- El enfoque debe ser más cuidadoso cuando: haya poca luz, el sujeto principal esté cercano o esté situado en un extremo del encuadre y cuando se utilice el zoom en la posición de teleobjetivo.


GUADALINFO 2010 / TÉCNICA BÁSICA: MACRO

Este símbolo indica la posibilidad de hacer fotos de objetos muy cercanos, a veces a pocos centímetros del objetivo de la cámara.

Normalmente al activar la función MACRO se muestra en pantalla un icono que indica que estamos usando esta opción.

IMPORTANTE: hay que recordar desactivarla para volver al modo de fotografía normal (de no hacerlo el resto de las fotos pueden salir desenfocadas).

Algunas cámaras ligan la función macro a otras opciones como desactivar el flash, cerrar el diafragma o aumentar automáticamente la sensibilidad.


ENFOQUE PRECISO

En la fotografía de escenas muy cercanas ocurre que los objetos que se encuentran por delante o por detrás del principal suelen aparecer muy desenfocados. Es lo que se llama poca PROFUNDIDAD DE CAMPO. Este efecto es mayor si la luz es escasa. Por eso, es conveniente enfocar con precisión aquello que realmente queremos destacar, teniendo en cuenta que en objetos con cierta profundidad, habrá partes que saldrán desenfocadas.

Si se quiere evitar este efecto hay que intentar buscar puntos de vista en el que los sujetos se vean planos y estén al mismo nivel de profundidad.



PROFUNDIDAD DE CAMPO

También es posible reducir este efecto cerrando el diafragma –siempre que se cuente con esta opción manual-. Algunas cámaras lo hacen automáticamente al activar el modo macro. Sin embargo, esta acción puede dar lugar a que se tengan que utilizar velocidades de obturación lentas con el riesgo de que las fotos salgan movidas. En estos casos se recomiendo sujetar o inmovilizar la cámara lo mejor posible.


UN EXTRA: SUAVIZAR LA LUZ

En ocasiones las fotos macro realizadas en el exterior y con luz directa muestran sombras molestas y un contraste excesivo. Esto puede evitarse utilizando un elemento difusor (por ejemplo, una tela traslúcida) sobre el objeto o un elemento reflector (por ejemplo un cartón blanco) que refleje la luz directa sobre las zonas de sombra.

En estas tomas con luz natural, si el modo macro de la cámara lo permite, las zonas en sombra también pueden rellenarse con la luz del flash en el modo FORZADO (el modo en que se dispara siempre).



SOMBRAS

Al estar tan cerca de los sujetos es fácil provocar sombras con la cámara, el objetivo o el parasol (si lo tiene).

También es desaconsejable utilizar el flash en ambientes oscuros. El destello directo puede causar sombras muy fuertes o fotos quemadas.


RESUMEN

En la fotografía macro se pueden conseguir resultados muy interesantes prestando atención especial al enfoque preciso y a la iluminación.


GUADALINFO 2010 / CONTROLES BÁSICOS I: LA APERTURA


Las fotografías digitales son archivos electrónicos que se obtienen registrando la luz que incide en un sensor situado dentro de la cámara.

Antes de que llegue al sensor, esta luz puede ser regulada mediante dos sistemas:

- Modificando la apertura de un diafragma o iris.

- Modificando el tiempo que la luz llega al sensor.


APERTURA DEL DIAFRAGMA

Dentro del objetivo de la cámara se encuentra un sistema mecánico –el DIAFRAGMA- que puede variar el diámetro de un iris. Igual que en el ojo humano, este iris se abre o se cierra para regular la intensidad de la luz que llega al interior de la cámara.

El sistema es automático en las cámaras pequeñas y su funcionamiento depende de los modos de exposición: modo automático, modo programa o lo que se denominan “escenas” (deportes, retrato, tomas nocturnas, etc.).


En las cámaras con controles manuales, es posible seleccionar exactamente el diafragma en pasos que van desde completamente abierto hasta una apertura mínima. Estos pasos se denominan “PUNTOS f”. Por ejemplo, f2,8 es una apertura grande y f22 una apertura muy pequeña.



INFORMACIÓN ADICIONAL:LA PROFUNDIDAD DE CAMPO

Además de en la intensidad de la luz, la apertura del diafragma influye también en el enfoque aparente. Cuando el diafragma está muy cerrado, aparecen enfocados tanto los objetos cercanos como los lejanos. Es lo que se denomina una gran profundidad de campo. Al contrario, si el diafragma está muy abierto, solo aparece enfocado una parte muy concreta de la imagen. El resto de los objetos por delante y por detrás del enfoque exacto estarán desenfocados (en la foto).



Esta característica puede ser utilizada para eliminar fondos molestos o centrar la atención en un punto concreto de la imagen. Precisamente por esto también es necesario asegurarse que el objeto principal está correctamente enfocado.


RESUMEN

La apertura permite variar la intensidad de luz que llega a la cámara. Controlar este parámetro permite controlar también la cantidad de espacio que queda enfocado delante y detrás del punto exacto de enfoque.



GUADALINFO 2010 / CONTROLES BÁSICOS II: LA VELOCIDAD

Imaginemos el sensor de la cámara como un cubo que necesita una cantidad exacta de agua para llenarse. Si tenemos un grifo del que cae mucha agua, será posible llenarlo en poco tiempo. Sin embargo, si intentamos llenarlo gota a gota será necesario mucho más tiempo.
De la misma forma, un sensor necesita una cantidad suficiente de luz para registrar una imagen. Como el cubo del ejemplo, el sensor de una cámara fotográfica es acumulativo y puede almacenar poco a poco la luz que le llega del exterior. Si la luz es muy intensa, el sensor se “llenará” en poco tiempo. Si la luz es escasa, necesitará estar expuesto durante más tiempo hasta que tenga la cantidad suficiente para obtener la imagen correcta.

Por tanto, podemos conseguir siempre imágenes de escenas muy oscuras. Lo único que necesitamos es dejar que el sensor se exponga a la luz el tiempo suficiente.

Para controlar el tiempo de exposición, en el interior de la cámara hay un mecanismo electrónico de relojería muy preciso: el OBTURADOR. Este sistema mantiene tapado el sensor mediante una cortinilla opaca que solo se abre y cierra en tiempos exactos en el momento del disparo. Este tiempo que va desde milésimas de segundo hasta varios segundos de exposición es la VELOCIDAD de OBTURACIÓN.

Ejemplo de velocidades típicas en fotografía:

1segundo
½ segundo (la mitad de un segundo)
¼ segundo (la cuarta parte de un segundo)
………….
1/60 de segundo
…………
1/500 de segundo
1/1000 de segundo (una milésima de segundo)

DETENER EL MOVIMIENTO
A diferencia del video, la fotografía es por definición una imagen fija. Esto permite detener el movimiento de sujetos dinámicos. A más velocidad se utilice, será posible detener movimientos más rápidos.
Por el contrario, con velocidades lentas los objetos que se mueven durante la exposición saldrán movidos. De hecho, en velocidades lentas (por debajo de 1/30), toda la foto puede quedar movida por la vibración de la propia cámara al sujetarla con la mano.

Si logramos mantener la cámara firmemente sujeta (por ejemplo, con un trípode) podremos registrar escenas nítidas de sujetos muy oscuros utilizando velocidades lentas. Sin embargo, todo aquello que se mueva durante la exposición saldrá movido en la imagen.
En el ejemplo de esta toma nocturna realizada con un trípode y a una velocidad de 5 segundos, los elementos estáticos (maceteros, edificios) quedan nítidos. Sin embargo el autobús que estaba en movimiento durante la exposición aparece desdibujado y borroso.




CONTROL DE LA VELOCIDAD
En las cámaras más sencillas la velocidad está controlada automáticamente en función de la luz disponible. Por eso, en situaciones de poca luz se seleccionará una velocidad lenta y la cámara avisará por medio de un icono en la pantalla del riesgo de fotos movidas.
Sin embargo, casi todos los modelos de cámara cuentan también con la posibilidad de utilizar modos de “escenas”. Las Escenas son situaciones fotográficas típicas (retratos, deporte, tomas nocturnas, paisajes, etc.). La cámara intentará ajustar la velocidad a cada una de estas circunstancias para conseguir fotos correctas. Por ejemplo, en el caso de la escena de “deportes”, la velocidad será alta para detener el movimiento, siempre que haya luz suficiente.


NOTA: EL FLASH Y LA VELOCIDAD DE OBTURACIÓN
Cuando se utilizan modos automáticos la cámara puede disparar el flash por sí sola en situaciones de luz escasa. Si esto es así, la velocidad pasa automáticamente a una posición fija de 1/60 ó 1/125. El pequeño flash de la cámara es incapaz de iluminar sujetos alejados o muy grandes (edificios, paisajes) por lo que estas fotos suelen salir oscuras. Por tanto, para conseguir imágenes nocturnas con iluminación natural además de utilizar trípode hay que situar el flash en modo “Apagado”.


RESUMEN
El control de la velocidad permite no solo detener el movimiento sino también hacer fotografías en situaciones de luz escasa.

GUADALINFO 2010 / CONTROLES BÁSICOS III: EL SENSOR Y LA SENSIBILIDAD


El SENSOR es el sistema que transforma la luz de la imagen en un archivo digital. Está situado en el interior de la cámara detrás de los sistemas de control (diafragma y obturador)(ver artículos siguientes).


La calidad final de la imagen depende mucho de estas tres características:



1) Resolución

El sensor está formado por una trama de pequeñas células fotosensibles llamadas píxeles. La información de estos píxeles es la que formará la imagen cuando esta se reproduzca

en una pantalla o en papel impreso.

A mayor cantidad de células, mayor resolución. Por ejemplo una cámara que tenga 10 Mpx (10 megapixéles) puede indicar que su sensor tiene una trama de 3.800 líneas de píxeles en horizontal y 2.650 líneas de píxeles en vertical. Multiplicando ambas líneas (ancho X alto): 3.800 X 2.650= 10.070.000 píxeles, o sea poco más de diez megapíxeles.

A más resolución tenga una imagen más podremos ampliarla sin que pierda calidad. Sin embargo hay imágenes que se ven perfectamente en la pantalla del ordenador con una resolución de 800X1400 píxeles (algo más de 1 megapíxel).


2) Tamaño

Cada modelo de cámara tiene un tamaño de sensor diferente. Obviamente, las cámaras más pequeñas y sencillas tienen un sensor más pequeño que las profesionales. Este tamaño es independiente de la resolución. Dos sensores pueden tener la misma resolución aunque sean de tamaño muy diferente. Sencillamente las células (píxeles) que lo componen son más pequeñas en el de tamaño inferior. Como es lógico, los sensores de mayor tamaño ofrecen imágenes de mejor calidad, más nítidas y con mejor sensibilidad a bajos niveles de luz.


3) Sensibilidad

La sensibilidad es la capacidad del sensor para obtener una imagen correcta con una cantidad determinada de luz.

Esta sensibilidad puede ser ampliada para poder hacer fotos con poca luz. Sin embargo este aumento de sensibilidad da lugar a defectos en la imagen que reducen su calidad. A más sensibilidad peor será la imagen final, por tanto es recomendable no usar sensibilidades altas ni dejar el control en el modo “automático”.


Se mide en

grados ISO, en una escala que dobla el número al aumentar un punto la sensibilidad:

(100 ISO es el punto normal de referencia)



Valores ISO habituales:


100 ISO Menor sensibilidad = necesita más luz (imagen con más calidad)

200 ISO

400 ISO

800 ISO

1600 ISO Mayor sensibilidad = necesita menos luz (imagen con peor calidad)



RESUMEN

Controlar la sensibilidad supone controlar una parte importante de la calidad final de la imagen. Siempre que sea posible es preferible utilizar la sensibilidad más baja.



La edición de imágenes digitales. Programas y tutoriales

Los programas de edición de imágenes permiten realizar retoques, modificaciones y efectos que son imposibles o muy difíciles de hacer con los métodos de la fotografía analógica tradicional.

Independientemente del valor fotográfico o del uso que demos a las imágenes retocadas digitalmente, puede ser interesante conocer y practicar esta posibilidad para usos futuros, como herramienta creativa o simplemente como mera curiosidad.

LOS PROGRAMAS

Entre los programas de edición más completos y conocidos están el PHOTOSHOP de Adobe (programa comercial) o el GIMP (gratuito). Estos programas ofrecen una alta calidad de imagen y tienen muchas opciones y posibilidades de manipulación, por esto mismo necesitan cierto conocimiento y práctica para sacarles el mayor partido posible.

Existen opciones mucho más sencillas y fáciles de utilizar para corregir elementos básicos de la imagen (recorte, iluminación, enfoque, color, marcos). Es posible encontrar estas aplicaciones para instalar en el propio ordenador (Ejemplo: VIRTUAL STUDIO) o en línea, a través de páginas Web (Ejemplo: PICNIK). En sitios específicos de fotografía -como FLICKR- los usuarios tienen la posibilidad de utilizar un EDITOR en sus propias imágenes dentro del mismo programa.

TUTORIALES

Para aprender a utilizar las aplicaciones más complejas es posible acudir a FOROS, CURSOS Y TUTORIALES disponibles en la red. Hay mucha información en internet sobre fotografía. A veces, es tan sencillo como introducir en GOOGLE la consulta sobre lo que queremos hacer y seleccionar la respuesta más adecuada.

LA TÉCNICA

Como se ha dicho, los programas más sencillos son fáciles e intuitivos de utilizar. Se trata de pequeñas correcciones como giros, recortes o modificaciones generales de la luz que no necesitan demasiados conocimientos técnicos. Sin embargo, para efectos más complejos como composiciones de varias fotos, selección de partes de la imagen o tratamientos por tonos, por ejemplo, se necesitan no solo programas más potentes sino conocimientos de lo que se puede hacer y de cómo hacerlo.

En este sentido, antes de profundizar en la técnica en sí misma del uso de un determinado programa, puede ser interesante ver algunos EJEMPLOS de imágenes manipuladas que sirvan como inspiración, como objetivo o simplemente como información de hasta qué punto es posible modificar una imagen.

También es interesante familiarizarse previamente con los conceptos básicos sobre los ARCHIVOS Y FORMATOS digitales: tipos de archivos de imagen, tamaño de archivos y tamaño de imágenes, etc.


Si técnicamente siempre es recomendable hacer la foto original lo mejor posible, también lo puede ser el conocer las técnicas de corrección –y manipulación- de estas imágenes que nos permiten los formatos digitales. No se trata solo de corregir pequeños errores, sino de utilizar efectos creativos que ayuden a comunicar mejor sensibilidades o puntos de vista, que es en definitiva una parte fundamental de la fotografía.

COMPOSICIÓN ÁUREA

Paisaje de Cartier-Bresson

Independientemente de la interpretación mística que algunas culturas le han otorgado a la relación áurea, el hecho es que esta proporción matemática se encuentra en muchas formas de la naturaleza incluido el ser humano y que por tanto parece haber una determinada sensibilidad positiva por aquellas imágenes que la reproducen o la contienen. Desde el punto de vista de la composición, el número áureo representa la proporción que existe entre dos segmentos, de tal forma que el segmento menor es al mayor lo que el mayor es a la totalidad. Esta división del espacio es algo más compleja de calcular a simple vista que la de de los tercios, sin embargo puede dar lugar a imágenes impactantes de una gran fuerza visual.

Foto: Netsella-Máximo


TÉCNICA
Como en otras reglas de la composición, se trata de definir divisiones virtuales del espacio en la que situar los objetos que se pretenden destacar. Esto facilita la lectura de la imagen y refuerza el efecto general de la fotografía.

-Crear una la línea virtual en el marco rectangular del visor de tal forma que se cumpla aproximadamente (*) la regla áurea básica. Situar el punto de atención sobre esta línea.

Foto interior: Nacho GR

-Probar con otras divisiones del espacio formadas por las líneas y los puntos relacionados con la proporción áurea. Estas líneas son algo diferentes que en la regla de los tercios.


-En recortes de formatos especiales se pueden probar también algunos elementos de la ley, por ejemplo reproducir marcos de composición de proporciones idénticas al marco general.

Curiosidades

El número áureo, también llamado razón o proporción áurea (de oro) está representado por la letra griega φ (phi) en honor al escultor griego Fidias y su valor adimensional (es una razón de proporcionalidad) es: Φ = 1,618033…
Lo interesante de este número es que forma parte de la relación existente entre multitud de formas, tanto geométricas como naturales: caracolas, ramificaciones de árboles, disposición de pétalos en las flores, relación entre las abejas macho y hembra en un panal, distancia entre las espirales de una piña, relación entre la altura del ser humano y la altura de su ombligo y relación entre la distancia del hombro a los dedos y del codo a los dedos, por poner algunos ejemplos.
Esta relación se ha utilizado en la pirámide de Keops o el Partenón, en obras de arte de Leonardo Da Vinci, Boticelli, El Greco, Dalí, Klee, LeCorbusier…
En música, las sonatas de Mozart, la Quinta de Beethoven, Debussy, etc, tienen relación en su estructura con la proporción áurea…
En diseño, el DNI o las tarjetas de crédito son rectángulos con medidas áureas perfectas.

(*): Las dimensiones habituales del fotograma de una cámara (36X24 mm.) no forman un rectángulo áureo perfecto, pero es posible realizar aproximaciones tanto al tomar la fotografía como en el reencuadre posterior.

Más:

El número Phi en la naturaleza: VÍDEO
Ejemplos en Carter-Bresson: VÍDEO
Número áureo en Wikipedia: ARTÍCULO

CÓMO REDUCIR EL TAMAÑO DE LAS FOTOS SIN PERDER (MUCHA) CALIDAD

Foto: María

Cada foto que hacemos se convierte en un archivo digital generado por la cámara. Cuando se dispara en la mayor calidad posible, el archivo suele ser grande (ocupa mucho espacio en la memoria). Para enviarlo por correo electrónico o para transferirlo a una página web es muy aconsejable –a veces imprescindible- reducir su tamaño. Muchos programas permiten reducir el tamaño de las fotos (¡¡hasta 40 veces!!) manteniendo la calidad suficiente para determinados usos. Uno de los más sencillos y versátiles es “VSO Image Recizer” que puede ser descargado de forma gratuita AQUÍ.

TÉCNICA

-Descargar e instalar VSO Recizer.

-Al abrir el programa, aparece una pantalla con un explorador para que localicemos los archivos de imagen que se pretenden reducir. Podemos hacerlo con uno o varios archivos a la vez. Marcamos en bloque los elegidos y pulsamos “abrir”.

-En la única pantalla del programa aparecen todos los parámetros que se necesitan:


1: Tamaño. En esta zona se indica el tamaño máximo en píxeles de la foto una vez reducida. Por ejemplo 1024 X 768 es un buen tamaño para colgar las imágenes en un álbum web.

2: Calidad. Por defecto aparece 80%. Posteriormente se pueden probar con otras calidades y otras opciones hasta configurar aquellas que más nos interesen en función del uso de la foto reducida.

3: Aspecto. Esta zona controla es aspecto general de la imagen. En principio se recomienda mantener tanto la orientación como el ratio original (la relación entre anchura y altura). Los datos EXIF son indicaciones sobre la foto (fecha, velocidad, diafragma, sensibilidad, etc) que van dentro del mismo archivo (más información sobre datos EXIF AQUÍ). Es opcional mantenerlos o no. Las marcas de agua son como firmas que se pueden escribir en cada foto. Puede ser interesante probar esta opción más adelante.

4: Nombre de archivo. La “máscara de nombre” permite renombrar los archivos que se van a crear en función de varios parámetros. Cada parámetro se indica con una inicial en la ventana de selección. Se puede empezar con “%F (%P)”, esto significa que los archivos reducidos tendrán el nombre original más una información del tamaño, por ejemplo “DSC 365 (1024x768)”.

Por último, también es muy aconsejable mantener la opción de “crear copias” para evitar que se sobrescriban los archivos originales. Hecho esto, se decide la carpeta de destino donde se grabarán los nuevos archivos reducidos y se pulsa “OK”.

En pocos segundos las copias reducidas de los archivos de imágenes se crearán en la carpeta que hayamos indicado.

NOTAS

SEGURIDAD
SIEMPRE que se reduce el tamaño de un archivo se pierde calidad. Por tanto:
-GUARDAR LOS ORIGINALES con la mayor calidad posible.
-Trabajar CON COPIAS (para procesarlas, editarlas o reducirlas).

VENTAJAS Y USOS
En cada caso hay que buscar un compromiso entre el tamaño y la calidad suficiente para el uso que se pretende con el archivo comprimido. Por tanto, es recomendable más adelante probar con varios tamaños de reducción y calidad. Por ejemplo, el archivo de una imagen en formato jpg de 6,5 MB (6,5 Megabytes, o sea, 6.689 Kilobytes) se puede reducir hasta los 168 Kilobytes manteniendo una calidad aceptable (¡Hemos reducido el tamaño casi cuarenta veces!). Esta calidad es perfectamente válida para colgar las fotos en una página web, para mandarlas por correo electrónico o para hacer un Power Point.

TAMAÑOS
¡Ojo! Muchas veces se habla de tamaños en forma general cuando nos estamos refiriendo a cosas distintas. En fotografía digital hay que distinguir:
-Tamaño del ARCHIVO en MB (Megabytes) o KB (kilobytes): es el “peso” del archivo digital. Más información sobre Bytes, Kilobytes y Megabytes AQUÍ.
-Tamaño de RESOLUCIÓN de la imagen en píxeles: es el número de “puntos” con los que está formada la imagen y se representa con una indicación ancho por alto, por ejemplo
1200x900.
En este caso 1200x900=1.080.000 píxeles, o sea 1MP (1 megapíxel).

En principio, una cámara de 10 MP genera imágenes formadas por 3872 X 2592 píxeles. No Confundir esta medida con el tamaño del archivo digital. El archivo de esta imagen puede variar desde los 6 a los 12 MB (Megabytes) en función de la cámara. Más información sobre esto AQUÍ.


MACROFOTOGRAFÍA: OBJETIVOS Y ACCESORIOS

Foto MarisaLV

A diferencia de las compactas, normalmente las cámaras réflex necesitan ópticas o accesorios especiales para realizar fotos a objetos muy cercanos.
Estrictamente el término MACRO se refiere a la capacidad de reproducir fotográficamente objetos al menos al 100% de su tamaño original, esto es, a escala 1:1. No obstante muchas cámaras compactas y objetivos que se denominan “macro” tiene escalas de reproducción menores, de 1:2 (50%), 1:4 (25%) e incluso inferiores. En el otro extremo, por encima de aumentos del 10X se encuentra la fotomicrografía. Estos ratios hacen referencia al tamaño del objeto en relación con el tamaño del sensor.

foto Raquel Méndez

TÉCNICA: ACCESORIOS PARA MACROFOTOGRAFÍA

1-Tubos de extensión. Son anillos apilables de diferente medidas que se colocan entre el objetivo y la cámara. Esto aleja los elementos frontales del objetivo del plano focal de la cámara permitiendo enfocar objetos muy cercanos. Este sistema alcanza aumentos de 1:1 o superiores (dependiendo de la focal del objetivo que se use y de la distancia que lo separe de la cámara). Ventajas: Capacidad de ampliación, flexibilidad, sencillez. Desventajas: pérdida de luminosidad. Ver PRECIO (ejemplo).
Existen fuelles flexibles de extensión lineal que tienen las mismas funciones que los tubos rígidos, diferenciándose en la posibilidad de variar la distancia de forma continua y de aumentarla de forma considerable.

2-Lentes de aproximación. Son lentes apilables de diferentes aumentos o dioptrías que simplemente se enroscan como un filtro en la parte frontal del objetivo. Desde el punto de vista óptico funcionan como una lupa permitiendo acercarse más al objeto y por tanto ampliando su imagen con relaciones que no suelen ser superiores a 1:4 ó 1:2. Aunque las aberraciones ópticas se multiplican, es posible utilizar dos o más lentes apiladas, sumando sus dioptrías. Ventajas: no afectan a la luminosidad, son sencillas, ligeras y económicas. Desventajas: aberraciones ópticas y pérdida de nitidez en los bordes. Ver PRECIO (ejemplo).

3-Objetivos macro. Ópticas especiales, que permiten desplazar mucho las lentes frontales y enfocar a cortas distancias, consiguiendo aumentos de 1:1 sin ningún accesorio añadido. Por calidad es la mejor opción para macrofotografía, aunque suelen tener precios altos. Ver PRECIOS (ejemplo).

4-Anillos de inversión. Anillos de adaptación que sujetan el objetivo a la cámara de forma invertida, esto es, con las lentes frontales hacia el interior. Esta disposición de las lentes da lugar a una gran capacidad de aumento. Desventajas: pérdida de automatismos y control sobre el diafragma y la exposición de las lentes internas al exterior con el riesgo de acumulación de polvo (que luego irá la interior de la cámara). Ver PRECIO (ejemplo).


También existen en el mercado accesorios de iluminación especiales para la macrofotografía como los flash anulares o las cajas de luz que consiguen una iluminación uniforme y sin sombras. Ejemplos de precios en los enlaces.





Más:

-PRECIOS: Comercios de fotografía en Granada

-Macrofotografía

-Video trucos de macrofotografía